Los Cinco y el tesoro de la isla

Por Revistamujer.es
Los Cinco y el tesoro de la isla

Para esos resúmenes de lectura de clase, de alumnos de entre 5º y 6º de primaria, va dedicado este resumen por capítulos, de esas fascinantes historias de “Los Cinco”. Sabemos que lo recomendable es leer y aprender de ello. Comprender y resumir los leído, pero sabemos que muchos de estos chicos lo dejan todo para el último momento y queremos hacer esta aportación, para que no les suspendan comprensión lectora. ¡Pero que no sirva como excusa ehhh!….

Los cinco y el tesoro de la isla.

Autor: Grid Blyton

Ilustraciones: Enrique Ventuna

Colección: Los Cinco

Editorial: Editorial Juventud

Personajes: Ana, Julián y Dick, hermanos y primos de Jorgina

Fanny y Quintín, padres de Jorgina y tíos de Ana, Julián y Dick.

Perrito Timoteo.

En un viejo navío, encuentra un mapa del tesoro que está escondido en la isla propiedad de Jorgina, deciden ir a encontrarlo pero no serán los únicos.

1. Una gran sorpresa.

Como ya era habitual los padres de Ana, Julián y Dick, no podían pasar las vacaciones con ellos, por este motivo irían a casa de la tía Fanny y su prima Jorgina. A tía Fanny esto le venía muy bien ya que necesitaban apoyo económico y también hacían compañía a Jorge (Jorgina), que era poco sociable.

2. La extraña prima.

Ya sabíamos que Jorgina, era una chica solitaria y extraña y que quería ser un chico, por eso la tenían que llamar Jorge.

Su prima sí que tenía que ser rara pues ni siquiera el día de su llegada fue a recibirlos y no coincidieron hasta el día siguiente y la postura de Jorge, fue bastante mala, ella no los quería allí. Ana se sintió muy disgustada.

3. Una historia extraña y un nuevo amigo.

Les contó que la isla era suya pues pertenecía a sus antepasados y que en sus aguas había un barco hundido que también era suyo, cargado con oro, que imaginaban ya alguien habría robado.

Conocen a Timoteo (su perro) que lo tenía escondido pues sus padres no lo querían en casa, por ese motivo pagaba todo su dinero a un pescador para que lo cuidara.

4. Una tarde emocionante

Julián, Dick y Jorge fueron remando hasta la isla para ver el barco hundido. Jorge y Julián se metieron en el agua para verlo.

5. Una visita a la isla

El día programado para ir a la isla, Jorge se echó en un principio atrás. Estaba convencida que a lo largo del día iba a ver tormenta, pero Ana la convenció y decidieron ir.

6. Lo que hizo la tormenta.

Cuando estaban explorando la isla y el castillo, llegó el primer trueno. La tormenta fue tan fuerte que arrastró a la orilla de la isla el barco hundido de Jorge. Que contentos estaban todos, ahora podrían explorar el barco.

7. De vuelta a Villa Kirrin.

Se quedaron mirando la siluete del barco y Jorge se preguntaba si podía seguir considerándolo suyo, ahora que estaba en la superficie. Así que decidieron que lo mejor sería registrarlo antes de que nadie lo viera. Pero el temporal todavía no había terminado, con lo cual acordaron que lo harían a la mañana siguiente, cuando las olas no fueran tan grandes regresarían.

8. Explorando el barco.

Al día siguiente fueron a explorarlo y la verdad se desilusionaron mucho ya que estaba en muy malas condiciones. Encontraron el camarote del capitán y en él había un armario. Forzaron la cerradura y encontraron una caja de madera que no podían abrir y decidieron llevarla a casa para abrirla. Como era de esperar ya había visto mucha gente el barco en la superficie y a Jorge no le hacía ninguna gracia.

9. La caja que había en el barco.

Dentro del cofre había un diario y un mapa. Todo indicaba que el tesoro podían ser lingotes de oro que estaban escondidos en el castillo en la parte del sótano. Pero la cosa se complicó cuando hablando con el tío Quintín, a Ana se le escapó que habían encontrado un cofre y tío Quintín nos obligó a entregárselo. Así que lo primero que tuvieron que hacer es quitárselo sin que él se enterase y después devolvérselo otra vez, pero haciendo antes una copia del mapa. Por suerte lo consiguieron y tío Quintín no se enteró de nada.

10. Una oferta sorprendente.

En todos los periódicos salió la noticia del barco. Todo el mundo visitaba la isla y tomaba fotos. Esto irritó mucho a Jorge, pero su madre no quería prohibir a nadie que lo visitara.

La peor noticia estaba por llegar, cuando tío Quintín vendió el cofre a un anticuario. La cosa se estaba complicando mucho, así que decidieron pedir permiso a tía Fanny para pasar el fin de semana en la isla y así poder descubrir el tesoro.

Estaban preparándolo todo cuando algo más tenía que suceder…. A tío Quintín le ofrecieron vender la isla para hacer un hotel en ella y tío Quintín había accedido, todo ocurriría en una semana. Todos estaban indignados, pero los padres de Jorge necesitaban el dinero y ellos no sabían que había un tesoro escondido.

11. En la isla de Kirrin.

La siguiente desgracia ocurrió cuando, ya montados en el bote preparados para su aventura, Julián sacó el mapa y una ráfaga de aire se la llevó y cayó al mar. Timoteo su perro, al ver lo que ocurría se lanzó al agua y recuperó el mapa.

Cuando llegaron se pusieron a trabajar, tenían que encontrar la entrada que daba a los sótanos cuando antes.

El plano indicaba que el sótano estaba cerca de un pozo y por más que buscaban no lo encontraban.

12. Excitantes descubrimientos.

Fue Timoteo quien encontró la entrada, eso sí por error al perseguir a unos conejos. Timoteo cayó en el pozo y sus amigos ahora tenían que rescatarlo. El pozo tenía una escalerilla en un lateral y Jorge bajo a buscarlo. Empezaron a despejar el pozo y Ana descubrió una piedra con una argolla de hierro, la levantaron y ahí estaba la entrada a los sótanos.

13. Dentro de las mazmorras.

Avanzaron y encontraron una puerta grande de madera. La puerta no se podía abrir, así que necesitarían un hacha que tendrían que ir a buscar, pero se perdieron. Por fin encontraron la salida y al ver que ya era tarde lo que harían sería comer y dormir y al día siguiente volver a la puerta para abrirla.

Al día siguiente al intentar abrir la puerta con el hacha, saltó una astilla que le produjo a Dick una herida, necesitaba curársela por lo cual tenía que regresar a la superficie. Julián decidió acompañar a Dick y a su hermana y luego regresaría con Jorge, que mientras intentaría abrir la puerta. A su regreso Julián y Jorge abren la puerta y descubren que hay oro.

14. Prisioneros.

De repente Timoteo ladró y algo pasaba. Y pasó que apareció el hombre que quería comprar la isla, con la intención de llevarse todo el oro y dejar encerrados a Julián y Jorge hasta que regresarán a llevárselo. Tendrían que avisar a Dick y a Ana para que se reunieran con ellos y así hacerlos también prisionero. Jorge se negó, pero el hombre les dijo que si se negaban matarían a Timoteo.

Jorge fue mi lista y la hora de escribir el mensaje para que se reunieran con ellos firmó con el nombre de Jorgina, así se darían cuenta de que algo sucedía, y así fue, sucedió. Dick se dio cuenta de que algo pasaba porque ella nunca firmaría con ese nombre. Fueron a investigar y comprobaron que en la isla había alguien más, pues allí había una lancha.

15. Dick se encarga del rescate.

Ahora Dick y Ana tenían que rescatar a Jorge y a Julián, aprovechando que los dos hombres se habían ido de la isla para coger un barco.

16. Un plan y una difícil escapada.

Dick consigue rescatarlos y deciden que esperaran a que lleguen los hombres. Una vez llegaron los encerraron en el sótano cerrando la puerta cuando entraron a por Jorge y Julián. Así podrían escapar y pedir ayuda. Pero el plan fracasó y tenían que escapar de allí a toda prisa. A Jorge se le ocurrió la idea de destrozar la lancha de los ladrones para que no les pudieran seguir. Con el hacha rompió el motor y así pudieron huir dejando a los hombres en la isla sin poder salir.

17. El final de la gran aventura.

Llegaron a casa de Jorge y les explicaron a sus padres lo que había sucedido. A tío Quintín le costó creerlos, pero al final lo hizo. Llamarón a la policía pero cuando estos llegaron a la isla los malos habían huido pero el oro seguía allí ya que no podían transportarlo. Tío Quintín estaba encantado, ahora eran ricos. Tío Quintín le dijo a Jorge que le pidiera lo que quisiera, que ahora podía dárselo, Jorge solo quería una cosa, y le pidió poder traer a Timoteo a vivir con ellos y su padre accedió.

Trabajo cedido por Sandra Rubio.

En sección Rincón de la lectura por Revistamujer.es

Deja tu comentario

Te informamos que los datos de carácter personal que proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Tutiempo Network, S.L. como responsable de esta web.

Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: responder a los comentarios enviados a través de la web.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
Destinatarios: Tutiempo Network, S.L.
Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos, así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control.

Copyright © 2019 Tutiempo Network, S.L. | Aviso Legal y Protección de Datos | Política de cookies | Contactar